Descubriendo los usos mágicos del ónix

Hace un tiempo ya al ordenar mi cajita de piedras, me surgieron dudas sobre dos piedras muy parecidas entre sí físicamente, el ónix y la obsidiana. Como siempre, saqué papel y boligrafo, mi libro de minerales e internet, y me puse a investigar cómo podía saber cuál era cuál y lo más importante, qué diferencias mágicas tenía cada mineral. Aunque ya te hablé en un post anterior sobre las diferencias entre estas dos piedra, hoy vamos a ver en profundidad los usos mágicos del ónix.

El ónix, una piedra semipreciosa apreciada por su inconfundible patrón de colores negro y blanco, ha sido reverenciada a lo largo de la historia por sus atributos mágicos y espirituales. Sus propiedades son diversas, abarcando una amplia gama de aspectos de la vida y la espiritualidad.

usos mágicos ónix

Protección energética y psíquica

Al igual que muchas otras piedras negras, su color la convierte en una piedra de protección. El ónix es un escudo protector contra energías negativas y malas influencias. Esta piedra absorbe y disipa las vibraciones negativas que pueden afectar tu bienestar. Ya sea que lo lleves contigo como joya o lo coloques en tu hogar, esta piedra puede crear una barrera energética que te rodea, manteniendo la negatividad a raya.

También actúa como un escudo psíquico. El ónix previene los ataques psíquicos y mantiene tu campo energético limpio y claro. Colocar una piedra de ónix en tu espacio de meditación o cerca de tu cama puede ayudarte a protegerte mientras duermes.

Equilibrio emocional

Uno de los usos mágicos del ónix que más me gustan es que actúa como ancla emocional. Su energía se asocia con la estabilidad emocional y el equilibrio interno. En momentos de turbulencia emocional o estrés, trabajar con el ónix puede proporcionarte una sensación de calma y serenidad. Te ayuda a mantener la compostura y afrontar los desafíos con una mente equilibrada.

En la tradición de la terapia de los chakras, el ónix está estrechamente relacionado con el chakra raíz, que se encuentra en la base de la columna vertebral y se asocia con la seguridad y el enraizamiento. Trabajar con el ónix en este chakra puede ayudarte a sentirte más arraigado y conectado con la Tierra, lo que contribuye al equilibrio emocional y espiritual.

Fortaleza y coraje

Esta piedra encarna la fortaleza y el coraje. Su presencia puede infundirte una sensación de valentía, tanto física como mental. Llevar una joya de ónix te recuerda tu propia resistencia interna, impulsándote a superar obstáculos y afrontar situaciones difíciles con confianza. Su energía te anima a mantenerte enfocado en tus objetivos y a no rendirte frente a las adversidades.

Estas propiedades convierten al ónix en un poderoso aliado para mejorar la autoestima. Al llevar esta piedra, algunas personas experimentan una mayor confianza en sí mismas. Esto puede ser especialmente útil en situaciones en las que necesitas un impulso para enfrentar desafíos o tomar decisiones importantes.

Concentración, enfoque y claridad mental

Si buscas mejorar tu concentración y tomar decisiones más informadas, el ónix puede ser tu aliado. Esta piedra ayuda a mantener la mente enfocada en metas específicas, lo que facilita la toma de decisiones sólidas y el logro de tus objetivos.

El ónix actúa como un catalizador para la claridad mental. Al trabajar con esta piedra, puedes experimentar una sensación de mayor lucidez en tu pensamiento. Esto te ayuda a organizar tus ideas de manera más eficiente y a tomar decisiones informadas.

Meditación y conexión espiritual

El ónix es una puerta hacia la conexión espiritual y la intuición. Durante la meditación o la contemplación, sostenerlo o contemplarlo puede facilitar la entrada en estados profundos de conciencia y ayudarte a visualizar con claridad tus objetivos y deseos. Esta piedra puede ser una herramienta valiosa para aquellos que buscan una meditación más profunda y visualizaciones más efectivas.

Las distracciones y la dispersión mental son obstáculos comunes para la meditación. El ónix actúa como un filtro, ayudando a disipar las distracciones y a mantener tu mente en el presente. Esto te permite abordar tus tareas con mayor eficacia y eficiencia. La atención plena, o mindfulness, implica estar completamente presente en el momento actual. El ónix te ayuda a cultivar esta habilidad al reducir la tendencia a divagar mentalmente y a enfocarte en lo que está frente a ti.

Hasta aquí los usos mágicos del ónix. Y no olvides pasarte por mis redes sociales y por otras secciones interesantes de mi web!

Poco a poco iré subiendo los rituales que vaya haciendo, más información sobre plantas, hierbas o aceites esenciales, y muchas cosas más!

Instagram
Tik Tok
Entradas creadas 147

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicaciones relacionadas

Comienza escribiendo tu búsqueda y pulsa enter para buscar. Presiona ESC para cancelar.

Volver arriba
error: Content is protected !!